Resplandor o Brillo Rasante



El brillo rasante o resplandor ("sheen" en inglés) es una forma de apariencia no bien entendida y de la cual, en general, no se tiene una idea clara de que se trata.



Como todo el brillo está relacionado con el acabado de la superficie que observamos. En especial, puede verse este efecto en pinturas mates y semi-mates observándolas contra una luz en forma casi rasante.
Esto puede notarse mejor en un papel mate. Teniendo la luz enfrente, si se pone el papel con la cara plana casi orientado hacia la fuente luminosa, probablemente, el papel que era mate, aparecerá como si tuviera brillo. Precisamente, este efecto es a lo que se llama brillo rasante.



En los materiales, por razones físicas, a medida que uno aumenta el ángulo de incidencia, aumenta el la componente reflejada especularmente , lo que da la apariencia de un mayor brillo. Ello depende de la diferencia de los índices de refracción del material, ya que la fracción de la luz reflejada depende de este y del ángulo de incidencia. Cuanto mayor es dicho índice y mayor el ángulo de incidencia de la luz, tanto mayor es la componente reflejada. Esto permite medir el brillo de materiales mates o semi-mates, que aunque tienen valores reducidos de brillo en condiciones normales (con incidencia a 30º, 45º o 60º), sus valores son muy bajos, por lo que se usan ángulos mayores, como 75º y 85º.




Usualmente la medición del resplandor o brillo rasante se realiza con Brillómetros que miden la luz reflejada a un ángulo a 85°. Sin embargo, estos instrumentos tienen una muy mala iluminación y, en general, es desaconsejable medir con este ángulo de incidencia. La iluminación no es uniforme, el área iluminada es de forma irregular pudiendo medir mal si la muestra no es plana y uniforme.

Por otra parte, la norma ASTM D523 que indica que cuando se mide a 60º y se obtienen valores menores de 10, respecto del patrón, debe medirse a 85º, lo que es totalmente desaconsejable, ya que la relación entre ambas mediciones no debe hacerse y el modo de medir es desaconsejable. Lo más correcto sería medir con una incidencia a 75º.