¿Que es la Luz?..



La luz es una forma de energía que se transmite con características electromagnéticas. Esta forma de energía se la conoce como radiación . La radiación electromagnética transporta energía por el espacio constituyendo un flujo radiante, esto es: la energía fluye en el tiempo, lo que implica que la fuente radiante tiene una determinada potencia radiante .



La radiación electromagnética tiene dos características fundamentales: la
frecuencia y su amplitud . Además, de acuerdo a la teoría de la relatividad, la velocidad de la radiación electromagnética en el vacío es una constante universal (cerca de los 300.000 Km/seg).



El comportamiento de la radiación electromagnética está descripto por las leyes de Maxwell, y su movimiento tiene una naturaleza ondulatoria, por lo que se puede escribir, que si
c es la velocidad de la luz en el vacío, f es la frecuencia de la oscilación electromagnética y λ es la longitud de onda de la radiación es c = f.λ

Por lo cual ,dado que c es constante, si aumenta f , disminuirá λ y viceversa.



La radiación electromagnética puede variar mucho. Desde longitudes de onda muy pequeñas (o frecuencias muy altas) como pueden ser los rayos X, rayos gamma o rayos cósmicos, a longitudes de onda largas (o frecuencias muy bajas) como las ondas de radio. En un ámbito de muchas unidades logarítmicas, el espectro
visible es muy pequeño: de 380 a 770 nm .

En el espectro de la izquierda puede verse la mayor parte de este espectro desde frecuencias de 10 ciclos/seg a 1023 c/s y longitudes de onda de 1016 nm (nanometros) o 107 m o 104 Km a 10-5 nm o 10-14 m. Lo que muestra la amplitud del ámbito de la radiación electromagnética. Más de 20 unidades logarítmicas.
De ellas, solo una porción pequeña corresponde al espectro visible que puede verse más abajo.



A la radiación electromagnética que puede ser detectada por el ojo humano (para ello debe tener radiaciones cuya longitud de onda este comprendida entre 380 y 770 nm) se la llama
luz . La luz es , por lo tanto, radiación electromagnética visible . Y va desde el extremo ultravioleta (UV) al infrarrojo (IR), entendiendose que el UV ni el IR son visibles para el ojo humano.



La luz, por lo tanto, se caracteriza por la distribución relativa de la energía (o la potencia) radiante para cada longitud de onda dentro del espectro visible y el nivel de la radiación o de la
iluminación sobre el objeto o que llega al ojo.



La distribución espectral de la luz es muy importante desde el punto de vista del color con que uno ve los objetos. El color que uno asocia a los objetos depende del espectro electromagnético de la fuente de luz. Y como puede verse en la figura de la izquierda, difieren mucho entre si.
En la parte superio a la izquierda se dibuja la distribución de el tubo fluorescente TL-84, mientras que abajo está la de una lámpara incandescente. En la detecha arriba se puede observar la distribución de tubos con color "blanco frio" y abajo las correspondientes a distintas fases de la luz solar.
Pueden observarse las enormes diferencias entre todas ellas. Como resultado es que se ven colores diferentes en cada caso.



La figura de la izquierda muestra como se verían la misma manzana con dos luces diferentes. A la izquierda la misma se ve más roja, probablemente más naranja y a la derecha más oscura. Pero, ¿De que color es la manzana? ¿Cual es el color "correcto"?

En realidad no existe un color "correcto" sino simplemente es lo que vemos. No podemos discriminar el color sin especificar con que luz queremos verlo. El color es el producto de la reflexión de la luz en la manzana que se dirije a nuestros ojos y no podemos evaluar la luz en cuanto a su "calidad cromática". Para ello habría que tener la capacidad de analizar espectralmente a la luz que ilumina, pero ello no es posible porque solo tenemos tres pigmentos en los detectores de los ojos y solo nos dan la información sobre el color pero no de su composición espectral.

Es por ello que es necesario evaluar la calidad de las luces para reproducir los colores según normas establecidas. de allí que se haya determinado un índice de rendimiento de color.
La realidad es que la luz de "referencia" es solo un acuerdo entre quienes tratan de normalizar los procedimientos, porque, en última instancia cada observador ve su propia "realidad" y no somos concientes de lo que otros ven respecto de la misma escena.