El Sistema CIELAB de Medición de un Color



La CIE -Commission Internationale de l'Eclairage-, (Comisión Internacional del Alumbrado en español), aprobó en 1976 la transformación CIELAB , cuyas ecuaciones de transformación se indican a continuación:

L* = 116 * (Y/Y0 ) 1/3 - 16

a* = 500 * [ (X - X
0 ) 1/3 - (Y - Y 0 ) 1/3 ]

b* = 200 * [ (Y - Y 0 ) 1/3 - (Z - Z 0 ) 1/3 ]

Croma C* = (a* 2 + b* 2 ) 1/2

Ángulo de Tono h = arc.tg (b/a)



El diagrama cromático de la izquierda representa el área donde tienen lugar todos los colores reales según la transformación CIELAB . En el centro se ubica el iluminante y, sobre este punto, el eje vertical L* marca el eje de la luminosidad del color.

Los dos ejes ortogonales del plano de cromaticidad del color,
a* y b* representan, en base al criterio de los colores oponentes , la variación rojo-verde (a*) y amarillo-azul (b*) .



Un valor positivo de
a* significa que tiene componente roja , si, en cambio, es negativo, tiene componente verde .

Por otra parte si
b* es positivo, significa que el color tiene componente amarilla y si, en cambio, es negativo, la tiene azul .
El centro es gris y para cualquier punto que represente un color en este modelo, el segmento que une el centro con el punto, puede consideranse un vector que partiendo del gris apunta al color y la magnitud de el mismo es considerada el Croma del color y el ángulo entre ese vector y el eje horizontal de absisas (a* ) es el ángulo de tono.



El Croma
C* es igual al módulo del vector que une el punto representativo del color, proyectado sobre el plano a* , b* con el centro de coordenadas, o sea: la distancia entre el centro y el punto proyectado sobre el plano de cromaticidad como se vé en la figura.

El ángulo de tono h es aquel que forma el vector del punto que representa el color proyectado sobre el plano de cromaticidad a* , b* con el eje a* positivo.